lunes, 12 de agosto de 2013

ALTERNATIVAS PARA EL VERANO: PLAYA FLUVIAL DE SAN CLODIO DE RIBAS DE SIL

Hay que redescubrir los paisajes de interior, el encanto desconocido de la Galicia interior . Desde hace años, una de nuestros destinos veraniegos está en San Clodio, en el municipio de Ribas de Sil.

Ribas do Sil está situado al sur de la provincia de Lugo, en el límite con la provincia de Orense. Tiene una población de unos 1.100 habitantes, concentrados principalmente en su capital, San Clodio. Pertenece a la comarca de Quiroga, y se encuentra a medio camino entre la Sierra do Caurel y la Ribeira Sacra, por lo que es un magnífico punto de partida para realizar excursiones a cualquiera de estos dos parajes naturales.
Hoy nos centramos en la playa fluvial de San Clodio, a orillas del río Sil. Se trata de una de las playas fluviales mejor cuidadas y dotadas de Galicia. Desde que lo conocimos, somos verdaderos entusiastas de este lugar, por lo que es difícil resumir con brevedad sus virtudes. Lo que más llama la atención a un gallego del norte (acostumbrado a la inestabilidad meteorológica) es la estabilidad de su clima: el verano en San Clodio está garantizado por un clima mediterráneo en el que se suceden las jornadas de sol y buena temperatura. No hay sorpresas: en San Clodio hace buen tiempo.
Otro de los aspectos que dejará cautivado al visitante es la belleza de su paisaje. El valle de Quiroga y Ribas de Sil, surcado por los ríos Sil y Lor, se encuentra rodeado de montañas y bosques mixtos oceánico/mediterráneos en los que se mezcla el castaño, el roble, el cerezo... con la encina, el alcornoque y el olivo, produciéndose en estas tierras aceites de oliva de gran calidad. Por la singularidad de su paisaje, es un lugar que llama la atención.

Respecto a la playa fluvial, cuenta con todo lo necesario para pasar una gran jornada de baño, sol y ocio. Su extenso césped es cuidado y regado minuciosamente a diario para mantenerlo en óptimas condiciones. A nivel deportivo, cuenta con una cancha de fútbol-siete, canastas de baloncesto, mesas de ping pong, red de voleybol y un completo parque biosaludable.
La playa cuenta también con duchas, mesas de pic-nic, barbacoas y un área de aparcamiento gratuito para autocaravanas. El acceso con coches está restringido en la zona central de la playa. 

El acceso a la zona de baño se facilita por una rampa y un dique que remansa las aguas del Sil. Los más pequeños se bañan en la zona del dique, en donde el agua no alcanza más de medio metro de altura, los mayores pueden adentrarse sin peligro en el cauce y nadar hasta "la peña". A pesar de su aparente bravura, en los meses de verano el río no suele cubrir más de metro y medio en el entorno de la playa fluvial, por lo que se hace pie en casi todos sus tramos.
Mención aparte merece la cafetería-restaurante de la playa, magníficamente atendida por gente joven y muy amable. Su terraza, al borde del río, tiene gran animación en las tardes y en las noches de verano, convirtiéndose en punto de reunión de todo el pueblo.
A quienes se acerquen a conocer el concello de Ribas de Sil les recomiendo también la visita a A Cubela: un aldea recóndita, semiabandonada pero restaurada, desde la que se divisa una de las más bellas panorámicas del cañón del Sil. 


2 comentarios:

  1. Gracias tenemos que tirar por lo nuestro y compartirlo con los cercanos, vecinos y lograr que los lejanos lleven un buen recuerdo de nosotros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. San Clodio y todo su entorno es un lugar formidable que debemos cuidar y promocionar. Gracias por tu comentario.

      Eliminar